<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=761142061251369&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

¿Cómo funciona el sistema de escape automotriz?

2 min de lectura
Publicado por Maresa Center el May 13, 2022 4:20:13 PM

El sistema de escape vehicular es un conjunto de elementos y conductos que facilitan la expulsión de los gases que se han generado en el proceso de combustión.

Aquí te contamos cómo está conformado este sistema y cómo prevenir sus averías:

COMPONENTES:

  • Válvulas de escape: Permiten la salida desde los cilindros de gases producidos durante la combustión.
  • Colectores de escape: Recogen los gases al salir de las válvulas de escape.
  • Sensor de oxígeno: Mide la cantidad de oxígeno que se encuentra en el interior de los conductos para determinar la eficiencia del catalizador.
  • Catalizador: Controla y reduce la cantidad de gases tóxicos expulsados al exterior mediante reacciones químicas.
  • Silenciador: Mejora la sonoridad del vehículo, reduciendo el ruido generado.
  • Resonador: Emiten ondas de sonido para anular los ruidos molestos.
  • Salida de escape: Cumple una función estética y es por donde los gases, producidos durante la combustión, salen.

Averías del sistema de escape

Al ser la parte expuesta a todo tipo de impurezas, humedad y a todos los restos de basura que se encuentran en las vías, la avería más común es la rotura del tubo de escape por golpes o corrosión, es por eso que te compartimos 3 tips para cuidar este sistema.

  1. No ignores la luz de tu tablero: Cuando ésta se enciende es posible que exista alguna pieza floja o rota y es importante que lleves tu auto a una revisión. Toma en cuenta que, si esta luz parpadea constantemente, el problema es mayor y requiere de atención urgente.
  2. Limpia el tubo de escape y el silenciador: Inserta una varilla en el tubo de escape y realiza movimientos circulares, mientras la retiras del mismo, esto limpiará la mayor cantidad de hollín. Ten cuidado de no dañar el interior del escape porque puede perder el galvanizado de fábrica.
  3. Evita imperfecciones de suelo en tu ruta: Los huecos y los escombros pueden golpear los tubos y aplanarlos. Una roca o vibraciones fuertes pueden producir rupturas en las empaquetaduras que recubren las coyunturas entre los tubos.

Finalmente, te recomendamos realizar revisiones periódicas a tu vehículo, con el fin de evitar cualquier percance.

En caso de presentarse inconvenientes con tu vehículo recuerda visitar un taller autorizado de la marca, así respaldas su garantía y recibes mano de obra especializada y repuestos genuinos.

Adicional recuerda revisar el manual de uso de tu vehículo, allí puedes encontrar recomendaciones útiles para su mantenimiento; para finalizar, te recordamos que, para asegurar el correcto funcionamiento de tu vehículo, debe ser revisado al menos 2 veces al año por un técnico capacitado.

Subscríbete a nuestro blog