<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=761142061251369&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

¿Para qué sirven los bujes de suspensión?

1 min de lectura
Publicado por Maresa Center el May 13, 2022 4:12:59 PM

Conducir debe ser una actividad cómoda y segura, por lo que es importante mantener cada pieza del auto en muy buen estado.

Los bujes de suspensión son discos de hule o sintéticos, los cuales sirven para absorber los golpes que sufre el vehículo al momento de pasar por encima de baches o carreteras en mal estado.
Una dirección errática o floja puede deteriorar los bujes, volviéndolos suaves, muy flexibles y restándoles amortiguamiento.

¿Cómo saber si mis bujes de suspensión están desgastados?

Realiza una prueba de manejo en un área que tenga varias superficies, tales como: pavimento recto, caminos de tierra, pavimento en mal estado y curvas. Presta atención los sonidos metálicos cuando no apliques los frenos, estos serán los primeros indicios de que los bujes de suspensión se han desgastado.
La mejor manera de inspeccionar los bujes de suspensión es colocar el vehículo sobre una gata mecánica, para inspeccionar el chasis. Observa desde el asiento del conductor, hasta la parte trasera del vehículo. Recuerda aplicar carga en los asientos, mientras realizas la inspección, esto te permitirá diagnosticar de mejor manera el estado de tus bujes.

Para finalizar, toma en cuenta que la clave para el diagnóstico es visualizar las fuerzas que se producen en el sistema de la suspensión. Recuerda realizarle controles periódicos a tu vehículo en talleres autorizados.

En caso de presentarse inconvenientes con tu vehículo recuerda visitar un taller autorizado de la marca, así respaldas su garantía y recibes mano de obra especializada y repuestos genuinos.

Adicional recuerda revisar el manual de uso de tu vehículo, allí puedes encontrar recomendaciones útiles para su mantenimiento; para finalizar, te recordamos que, para asegurar el correcto funcionamiento de tu vehículo, debe ser revisado al menos 2 veces al año por un técnico capacitado.

Subscríbete a nuestro blog